Datos relevantes de nuestra comunidad


El turismo de la comunidad LGBT ha ganado mucha relevancia durante los últimos años. En México, se ha registrado un incremento anual del 8% desde el año 2012. Este porcentaje se ha visto beneficiado debido a que en este país existe una ley anti discriminación, la cual fue implementada en el año 2003 y lleva el nombre de Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación (IFPED)

Los destinos más visitados por esta comunidad son Ciudad de México, Puerto Vallarta, Cancún, Oaxaca, Puebla, Morelos y Coahuila; debido a que cuentan con hoteles, bares, antros, entre otras atracciones dirigidas a este público. Por ejemplo, en Puerto Vallarta existen doce hoteles dirigidos a este grupo, algunos de ellos son: Almar Resort Luxury, All Suites & Spa, Hacienda Escondida y Blue Chairs Resort by The Sea. Además, Luis Villaseñor (Director de Promoción y Relaciones Públicas del Fideicomiso de Turismo de Puerto Vallarta) mencionó: “Puerto Vallarta siempre se ha tomado como un punto de referencia en el turismo LGBT de Estados Unidos y eso no ha permitido abrirnos otros mercados como Sudamérica y Europa.”, mostrando así el trabajo que se ha estado realizando durante los últimos años.

Toma aérea de la Zona Romántica, Puerto Vallarta

En ámbitos económicos, el Turismo LGBT también está presente en el incremento del producto interno bruto mexicano (PIB). En los últimos años, esta comunidad ha contribuido con el 5.6% del PIB generado por el turismo mexicano. Sin duda, esto representa una gran oportunidad para expandir el mercado. Se estima que viajeros LGBT gastan alrededor de 1,500 dólares en un viaje de aproximadamente cuatro días, mientras que el viajero convencional solo utiliza alrededor de 780 dólares. 

Calles de la Ciudad de México adornadas con los colores Pride

Otro motivo por el cual son un mercado atractivo es porque la mayoría de las personas pertenecientes a esta comunidad no tienen hijos. El 3% de los hombres y el 13% de las mujeres LGBT entran dentro de esta categoría. Esto les da facilidad para poder realizar viajes con más frecuencia y gastar más dinero en sus excursiones.

Otros artículos de interés

Nayarit, un paraíso escondido

Yucatán lucha por la igualdad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *